+34 93 451 70 85 | Lunes a Domingo de 11 a 21| 365 días al año
blog-detail-img

Todo lo que deseas saber acerca de los masajes descontracturantes

bali_spirit_admin

18 DE Ago 2022

El estrés, las tensiones diarias y la ansiedad provocan que nuestro cuerpo permanezca rígido y persista en una mala postura. Se trata de posiciones que causan rigidez en el cuello y elevada tensión muscular, que no cede con facilidad. Para aliviar estas dolencias, se debe acudir a un profesional, que ofrezca un masaje descontracturante, liberando los músculos y articulaciones, hasta llegar a su funcionamiento normal.

Este tipo de masajes, se suele confundir con un masaje relajante. En esencia, su diferencia radica en que está destinado a disolver las contracturas. 

Al disolverlas se produce un estado de relajación y permite conciliar mejor el sueño, de donde viene la comparación.

 

Definición de contractura

En principio es una sobretensión de los músculos, acompañado de un acortamiento y sobre protección de los mismos.

Por lo general son causadas por golpes, sobreesfuerzos o distrofias musculares. Los casos más graves son ocasionados por accidentes cerebrovasculares o por parálisis cerebral.

En todo caso, estas contracturas provocan mucho dolor, con una acentuada rigidez en las articulaciones y la disminución progresiva de la funcionalidad.

 

Tipos de contracturas y cuándo aparecen

Las contracturas musculares se pueden clasificar en tres tipos, utilizando factores como el origen, la distonía o la espasticidad que presentan. 

Si el origen es neurológico, se observa que el paciente presenta movimientos incontrolados de las extremidades, con espasticidad y reflejos exagerados.

Por otra parte, si el origen es local, se puede observar rigidez permanente de los músculos afectados.

Por último, cuando se trata de un origen neurológico, congénito, aparece la distonía, que se presenta como un acumulado de tensión en una zona específica del cuerpo, con contracciones involuntarias.

Al ser causada por variados factores, aparecen en distintas circunstancias. La vejez o la inmovilidad prolongada, por diversas causas, pueden ocasionar este tipo de lesiones, además de una alimentación con déficit de magnesio y potasio.

En otro ámbito, la participación, sin el adecuado entrenamiento, en actividades que requieren una fuerte preparación por los grados de contracción muscular, también propicia que aparezcan las contracturas.

 

¿Qué es un masaje descontracturante?

Estos masajes tienen como finalidad liberar los músculos y las articulaciones rígidas o contraídas, para ayudarlos a volver a su normal funcionamiento.

En lo que respecta a las técnicas de aplicación, de manera usual se administra con los dedos, codos y los antebrazos, aunque el fisioterapeuta puede hacer uso de herramientas para ayudar en el propósito.

Es un masaje que se aplica con intensidad y puede ocasionar alguna sensación de dolor, de acuerdo con la presión que aplique el profesional.

Se aplica en todas las zonas musculares del cuerpo. Sin embargo, la mayor frecuencia es en el cuello, hombros y espalda.

 

Beneficios del masaje descontracturante

Con las técnicas apropiadas, el fisioterapeuta libera los músculos y se van drenando los fluidos corporales, eliminando las sustancias tóxicas que se acumulan en los músculos.

Al liberarse las contracturas, el masaje proporciona una sensación de relajación, se consigue mejorar el sueño reparador, que grandes beneficios otorga al ser humano.

Aunque en un principio pueda parecer doloroso, sobre todo de acuerdo con el grado de rigidez de los músculos y la presión aplicada, estos masajes alivian las migrañas producidas por contracturas cervicales.

Estos masajes, una vez que se disuelven las contracturas, provocan otros beneficios para la salud integral del paciente, como la activación de la circulación sanguínea, con la eliminación de toxinas.

Esta eliminación permite que el cuerpo se relaje y pueda tener un sueño profundo y reparador 

También se eliminan las células muertas nutriendo la piel, con el resultado de una piel elástica.

Al ser el cuerpo humano un todo, estos masajes ayudan a liberar emociones, que contribuyen a un estado de bienestar general.

 

Prevención de contracturas 

Lo ideal para que evites sufrir de contracturas es la prevención. Ten cautela con las actividades físicas con posturas inadecuadas. Un claro ejemplo de esas situaciones es la mala postura en las oficinas, así como cargar peso de manera inadecuada. 

Todas estas son actividades que con el paso del tiempo ocasiona que aparezcan las molestas contracturas. La deshidratación, por otra parte, es una de las causas ocultas. 

En este sentido, limitar el consumo de agua, puede traer como consecuencia una dolorosa y desagradable contractura.

Por esta razón, si quieres evitar sufrir contracturas musculares, debes practicar con cierta regularidad ejercicios de estiramiento, sin forzar los músculos ni las articulaciones.

Otra ayuda invaluable en la oficina es realizar pausas, cada dos horas como mínimo y caminar un poco, mover el cuello y estirar las piernas y espalda.

Para resumir, un masaje descontracturante, es utilizado para relajar la musculatura y disolver las contracturas. 

Si deseas evitarlas, la mejor sugerencia es practicar algún grado de ejercicio de manera regular. En este sentido, caminar un poco cada día ayuda a tener un estado general saludable.

0
    0
    Su carrito
    Tu carrito esta vacío
    Chatea con nosotros
    Chatea con nosotros